Cotorra Margariteña (Amazona barbadensis)

Es el Ave Regional del Estado Nueva Esparta y posee un emblemático color amarillo en sus hombros y cabeza. Se desarrolla en bosques áridos y actualmente se encuentra amenazada de extinción, sin embargo, en la Isla de Margarita se hacen esfuerzos para preservar la especie.

 

Cotorra Margariteña, Isla de Margarita - Venezuela

¿Qué es una Cotorra Margariteña?

Es un ave trepadora también conocida como Cabeciamarilla, lora de hombros amarillos, amazona de hombros amarillos, entre otros, cuya evolución le permite vivir en ambientes xerófilos y es casi endémica de Venezuela. Miden entre 33 y 36 centímetros con un peso promedio en su edad adulta de 270 gramos. Son distintivas por su característico color amarillo en su frente, cara, mejillas y en ocasiones e la garganta, mientras que el resto del plumaje es negro y verde escamado en el dorso. Los hombros son amarillos o entremezclados de escarlata.  El pico es blancuzco y los ojos presentan una coloración desde naranja hasta amarillo. 
 

La Cotorra Margariteña como mascota, ¿es buena idea?

Aunque hay varias especies de Cotorras en el mundo aprobadas para ser adoptadas como animales domésticos, no es el caso de la Cotorra Margariteña. Esta ave ha venido desapareciendo en cuatro de los diez lugares que habitaba y se estima que la población total está por debajo de los 5.000 individuos, por lo que fue incluida en la lista amarilla de especies Vulnerables de Extinción, por ende, si pensaba adoptarlas debe desistir de la idea y aliente a quienes posean algún ejemplar a que lo entreguen a las autorizadas pertinentes para que faciliten la reintegración en su espacio natural.
 

Estado de Conservación VULNERABLE de la Cotorra Margariteña

 

Fotos de la Cotorra Margariteña

 

Lugares en los que habita La Cotorra Cabeciamarilla

El ambiente ideal es el bosque seco y en la actualidad es posible conseguir individuos en Isla de Margarita, específicamente en la Península de Macanao que es la única zona bajo protección desde el año 1989 donde sobrevivían aproximadamente 650 aves. Gracias al trabajo entre distintas instituciones y apoyo de las comunidades la población silvestre de cotorras ha aumentado a más de 1600. En la Isla la Blanquilla, la Península de Araya, en el Estado Falcón, Estado Lara e Isla de Bonaire, siendo esta última la única región que no forma parte de Venezuela, son los otros lugares en los que se encuentra, como podrá notar a pesar de su nombre el ave no solo habita en Margarita.
 

¿Cuáles son las Principales Amenazas de la Cotorra de Margarita?

 

Imágenes de la Cotorra Margariteña para Colorear

 

 

Me gustaría conocer la Cotorra Margariteña ¿A donde debo ir?

En la Península de Macanao se encuentra el famoso Museo Marino de Margarita, en el se encuentra en cautiverio un ejemplar que cuando apenas era un pichón fue atacada por una macaurel y fue recuperada, sin embargo, posee un ala quebrada que le impide volar por lo que se decidió dejarla bajo el cuidado del personal del museo y para que sus visitantes conozcan tan bello ave margariteño. Igualmente al recorrer la península si tiene suerte puede llegar a verlo libre en su ambiente natural.

 

Alimentación de la Cotorra Margariteña ¿Qué come?

Cotorra Margariteña Alimentándose de Frutas

Existe una familia de plantas llamadas Cactáceas (cactus) que las cotorras usan para extraer el agua que almacenan gracias a la adaptación de su lengua que es bastante aspera le permite abrir paso entre las espinas. Su alimentación se basa en una dieta frugívora, que consiste en el consumo de frutas tanto silvestres como cultivadas, semillas y flores de árboles. Suelen alimentarse además de leguminosas. 

 

Ciclo de Reproducción de la Cotorra Cabeciamarilla

Pichones de Cotorra Margariteña

Comprende un periodo de 6 meses que van desde finales del mes de Marzo hasta el abandono del nido hasta mediados de Agosto. Anida en cavidades secundarias y pone entre 1 a 5 huevos y le toma 26 días el proceso de incubación y el periodo de alimentación de los jóvenes esta entre los 58 y 60 días. Aunque participa en grandes bandadas se desplaza siempre en parejas. La cotorra alcanza la madurez sexual a los 3 años y son monógamas. Otra característica importante es que físicamente son iguales los ejemplares machos y hembras.